El empresario y los Costes Salariales.


El empresariado viene reclamando desde hace bastante tiempo que se abaraten los despidos en España. El abaratamiento del despido – dicen – favorecerá la inversión, la nueva contratación y por ende el crecimiento.

Por tanto, su abaratamiento significa de hecho una disminución de la masa salarial bruta anual, significa una disminución del coste medio unitario de personal, significa un incremento de la productividad y de la rentabilidad de una Compañía.

Si lo que se pretende es un cambio normativo, como un nuevo Contrato de Fomento de Empleo con menor indemnización por despido ( véase http://www.eleconomista.es/economia/noticias/1187514/04/09/La-CEOE-propone-un-contrato-de-crisis-de-dos-anos-con-una-indemnizacion-de-ocho-dias-de-salario.html ), entonces tendríamos trabajadores con distintos costes de despido según sus contratos de origen, y sin embargo con el mismo salario de convenio. Por tanto, los salarios pactados en los Convenios Colectivos, en los Convenios de empresa o de Sector,… deberían ser revisados al alza para estos nuevos contratos en función de la disminución de los días de indemnización por despido improcedente ( …por puro agravio comparativo ).

Justificaciones del tipo …” hay que abaratar despidos para que el empresario pueda destinar esas cantidades a la inversión …” no son creíbles.

El empresario, en primer lugar, lo que quiere es NO PERDER LA PROPIEDAD de su Compañía, y después si la coyuntura le es favorable INVERTIR para aumentar su valor, pero antes quiere preservar SU CAPITAL – su propiedad financiera –, y … antes que invertir prefiere guardar y distribuir algunos excedentes de Caja si ve complicada la situación.

Hay otras formas de abaratar los Costes Salariales. No todo es tabla salarial y costes de despidos.

Hay que analizar los costes emanantes del sistema y las variables que lo conforman, como los costes de Seguridad Social, de Formación, la incidencia de la Seguridad Social en las horas extras, los costes burocráticos del sistema de control y oficinas de colocación, la función de los sindicatos y sus costes ( directos o indirectos ), etc… Hay también que analizar las barreras a la contratación de trabajadores a Tiempo Parcial, la liberalización de las ETT’s como generadoras de empleo, la reducción de los horarios de trabajo en períodos de crisis y la asunción del diferencial por los sistemas de protección social, etc…

Análisis completo de EL VALOR DEL CAPITAL HUMANO EN LAS EMPRESAS https://dl.getdropbox.com/u/1052307/Capital%20Humano/El%20Valor%20del%20Capital%20Humano%20en%20las%20empresas.doc

Anuncios

Acerca de Francisco Fernández Reguero

Economista, analista independiente, consultor de negocio, especialista en distribución alimentaria.
Esta entrada fue publicada en Economía y política, Inversión y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s